Los probióticos son bacterias benéficas y saludables para nuestro sistema digestivo. La palabra probiótico significa “a favor de la vida”. Los probióticos son absolutamente necesarios y se han convertido en uno de los mejores complementos para una dieta saludable.

Son fundamentales para una buena nutrición, el crecimiento corporal, desarrollo y fortalecimiento del sistema inmunitario, tan importante en estos tiempos de Covid 19.

Afortunadamente se ha descubierto recientemente que nos son de gran ayudan en el tratamiento de la depresión y ansiedad pues la microbiota intestinal se conecta con el sistema nervioso central.

El sistema nervioso central y la microbiótica intestinal están conectados en lo que se llama el Eje Intestino Cerebro. Es la comunicación neurohumoral entre estos 2 sistemas lo que relaciona la función intestinal con los centros cognitivo y emocional en nuestro cerebro. Esta conexión tiene lugar fundamentalmente a través del nervio vago ( El número 10 y el más largo de los nervios craneales. Transmite la información relacionada con la actividad muscular y sensorial. Interactúa con el Sistema Nervios Central y el Sistema Inmune. Cumple funciones motoras en el diafragma, el corazón, el estómado y la laringe) El nervio vago ransmite la información a nuestro tracto gastrointestinal y regula el comportamiento en nuestro sistema digestivo. Otra cosa que beneficia a este nervio vago es tener la columna vertebral en optimas condiciones (de eso y la quiropráctica hablaremos en otra entrada al blog)

probioticos intestino inflamación estreñimiento diarrea
Los probióticos son bacterias buenas

Estas bacterias son capaces de interactuar produciendo y degradando neurotransmisores como la serotonina, la dopamina, la noradrenadina , etc. Por esto pueden favorecer modificaciones que ayuden a prevenir o tratar trastornos siquiátricos. Ayudan asimismo a inhibir los marcadores inflamatorios, regulan los mecanismos del estrés ypromueven la síntesis de ácidos grasos. Las bacterias probióticas más habituales y con mayor efecto en la ansiedad y la depresión son los lactobacilos y bifidobacterium, Algunas publicaciones aconsejan evitar las eschericia choli.

Otro de los beneficios es que crean una barrera protectora y sobre los procesos inflamatorios, los cuales también pueden causar muchas otras enfermedades.

Estas bacterias y levaduras sobreviven al paso por el tracto gastrointestinal implantándose en el colon e intestino delgado.

Aunque mucha gente cree que las bacterias se relacionan con enfermedades, su función es necesaria y benéfica.

Un estudio en JOURNAL OF MICROBIOLOGY indica que estas bacterias y levaduras ocupan sitios donde podrían implantarse microorganismos patógenos pero al no dejarles sitio y favorecer la digestión es necesario su consumo y es absolutamente beneficioso.

En el tracto gastrointestinal tenemos unas 400 especies bacterianas lo que conocemos como la flora intestinal. Esta flora intestinal nos protege contra la proliferación de patógenos, responsables de muchas afecciones. Al tener una buena digestión se favorece la absorción y producción de vitaminas. Son particularmente benéficas y necesarias cuando hemos padecido una infección, diarreas y sobretodo muy importante cuando se han tomado antibióticos en exceso pues éstos destruyen la flora intestinal.

Resumiendo :

  • Optimizan el funcionamiento del metabolismo
  • Previenen obesidad y diabetes
  • Estimulan el movimiento intestinal y previenen el estreñimiento
  • Favorecen la reducción del colesterol malo y los triglicéridos
  • Protegen la salud oral contra virus y bacterias que producen infecciones
  • Aumentan la absorción de agua y minerales en el colon
  • Nos ayudan a obtener energía al fermentar los carbohidratos que no digerimos fácilmente
  • Son útiles en el tratamiento de infecciones vaginales y del sistema urinario
  • Previenen y combaten enfermedades del sistema digestivo como: diarrea, síndrome de intestino irritable o la enfermedad de Chron (descripción)

¿Cómo los podemos obtener o consumir?

Principalmente a través de alimentos lácteos o fermentados y con suplementos de calidad

¿Cuáles son las mejores fuentes en una dieta para obtenerlos?

Los más populares son:

Kombucha ( té fermentado y dulce de sabor poco agradable y es mejor hecha en casa)

Chucrut (col agria fermentada)

Miso (cereales o granos con sal y fermentados con hongo koji)

Natto (soja fermentada)

Tempe (otro tipo de soja fermentada con hongo rhizopus)

Yoghurt natural

Kéfir (poco más líquido y ácido que el yoghurt)

probiotiocos prebioticos fermentadas flora bacteriana
Bebidas fermentadas (prebióticos) ayudan a nuestro sistema a producir nuestros propios probióticos

Si tienes alguna intolerancia a lácteos o no te gustan este tipo de alimentos es muy fácil poder incluirlos en la dieta con un buen suplemento. Se presentan en cápsulas y polvos. Probiotic lo hemos encontrado delicioso y muy fácil para consumir, con garantías de calidad y muy buenos resultados. Puedes comprarlo aquí

No dudes en incorporarlos a tu dieta.

*(el estreñimiento no es una enfermedad, es un sistema ocasional o crónico de acumulación de desechos en el intestino, considerado por algunas personas como “normal” tener entre ir 3 veces al día o cada 3 días. Es estreñimiento nos contamina con toxinas el organismo e impide la pérdida de peso.

Necesitamos frutas y vegetales frescos, fibra dietética, granos integrales, consumir de 6 a 8 vasos de agua al día, realizar ejercicio regularmente y tomar alguna infusión o licuado pero sin abusar de este remedio porque puede alterar nuestra flora bacteriana.

Evitar: Consumo excesivo de harinas refinadas, azúcares y grasas.

Últimamente hay más casos de síndrome de intestino irritable pero esto es debido a los malos hábitos alimenticios, lo que también aumenta la hinchazón o inflamación, el estreñimiento o la diarrea. Prueba tomar probióticos que solamente te harán bien aunque siempre que se presente alguna de estas afecciones es bueno acudir al médico sobretodo si ese estreñimiento o diarrea es constante ya que como mencionamos antes puede ser síntoma o desencadenar en alguna otra afección.

Por último, hemos encontrado que también para los perros y gatos se les puede suministrar probióticos como tratamiento o prevención de enfermedades gastrointestinales.

Rea, P. (2014). Nervio vago. Anatomía clínica de los pares craneales. Elsevier: Reino Unido.

Pubmed.gov. Varias publicaciones sobre probióticos, sistema inmune, depresión.

https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/31313372/

Estudios científicos llevados a cabo por la empresa Isagenix

Abrir chat
¿Necesitas ayuda?
Hola, 👋 ¿En que puedo ayudarte?